El Índice Internacional de Alquileres de HousingAnywhere, por ciudad

Los precios de los alquileres en Europa continúan su tendencia al alza, aunque la movilidad internacional ya no es su principal causa

1-bedroom apartments average rental price Q3

  • El tercer trimestre del 2022 ha mostrado otro incremento asombroso del 16,5% interanual de los alquileres en toda Europa, aunque la tendencia se está ralentizando tras un fuerte aumento de la demanda a principios de año
  • El aumento de los costes de la energía está presionando los contratos de alquiler con todo incluído
  • La alta inflación y el aumento del coste de la vida suponen una carga adicional para los presupuestos de los hogares

Barcelona, 6 de octubre de 2022 - El Índice Internacional de Alquileres de HousingAnywhere correspondiente al tercer trimestre de 2022 muestra que los precios de los alquileres en Europa han aumentado un impactante 16,5% en el último año y que han protagonizado un aumento trimestral del 3,5% durante lo que solía ser la típica temporada alta de alquiler. Mientras que en el trimestre anterior la reactivación de la movilidad internacional se consideró la principal causa del aumento de los precios del alquiler, en el tercer trimestre del año el aumento de los costes energéticos y una inflación anual disparada al 9,1% están presionando estos precios.

"Las facturas de energía sin precedentes, el aumento del coste de la vida y las continuas subidas de los precios del alquiler están poniendo a prueba los presupuestos domésticos", afirma Djordy Seelmann, director general de HousingAnywhere. "Los gobiernos están tomando medidas, como limitar los precios de la energía y subvencionar las facturas de energía. La cuestión es si estas iniciativas distraerán a los responsables políticos a la hora de resolver la falta estructural de oferta de vivienda que afecta a los precios del alquiler en muchos mercados europeos.

Para hacer frente a los retos actuales de manera sostenible, y aunque las soluciones populares a corto plazo son tendencia, las principales partes interesadas en el ecosistema de la vivienda tienen que buscar un enfoque de colaboración y centrarse en conseguir alojamientos disponibles, accesibles y asequibles durante estos tiempos económicamente difíciles."

Cambios intertrimestrales más notables

De media, los precios han aumentado un moderado 1-6% en términos trimestrales para todos los tipos de alojamiento (3,4% para las habitaciones privadas, 6,1% para los estudios y 1,1% para los apartamentos). Aunque los aumentos intertrimestrales puedan parecer bajos, un examen más detallado de la evolución intertrimestral por tipo de alojamiento y ciudad revela una gran variación.

Las siguientes ciudades muestran un incremento intertrimestral superior a la media, tanto en los precios de los apartamentos como de los estudios: Ámsterdam (18,3% y 17,5%), Lisboa (10% y 35,8%) y Atenas (14,3% y 15,8%). Sin embargo, en algunas ciudades los precios de los apartamentos y estudios también han disminuido en términos interanuales. Algunos ejemplos notables son Helsinki (-6,5% y -19,8%), Bruselas (-4,4% y -3,2%) y París (-5,6% y -6,6%).

Además de estas evoluciones más extremas, también ha habido ciudades en las que los precios de los apartamentos y estudios han variado de manera menos acusada en términos intertrimestrales, por ejemplo, en Múnich ( 3% y 10,6%), Berlín (1% y 11,3%), Madrid (0,8% y 2,1%) y Milán (0% y 5,6%). En estas cuatro ciudades los precios de los apartamentos se han moderado en cierta medida. Además, los aumentos interanuales de los precios de los estudios se acercan más a la media, a pesar de que se han acelerado en Berlín y Múnich. La evolución trimestral de los precios de las habitaciones privadas muestra un panorama diferente. Mientras que en el segundo trimestre, cerca de la mitad de las ciudades del Índice Internacional de Alquileres mostraron descensos intertrimestrales, en este trimestre los precios de las habitaciones privadas han aumentado en casi todas las ciudades: en Utrecht, Milán y Berlín incluso más del 10%.

El aumento relativo de los precios de las habitaciones privadas en toda Europa puede indicar, en parte, que este tipo de alojamiento ha vuelto a ser más popular después de un descenso constante de su precio durante y en el período inmediatamente posterior a la aparición de la Covid-19. Además, la menor disponibilidad de apartamentos y estudios asequibles puede haber instado a la gente a optar por habitaciones privadas. El aumento de la demanda resultante de este cambio podría explicar parcialmente el alza de los precios de alquiler en este segmento.

Una crisis económica que se intensifica

La crisis inmobiliaria europea ya no se debe únicamente a la escasez de oferta, sino que se ve agravada por los actuales acontecimientos mundiales. La actual guerra entre Ucrania y Rusia ha provocado una grave crisis energética, y la persistente inflación y el aumento de los tipos de interés también están empezando a tener un efecto real en los precios de los inmuebles.

"Por un lado, en el caso de los alquileres con todo incluído, los propietarios se encuentran en una situación complicada, ya que no tienen ninguna influencia inmediata sobre el consumo energético de sus inquilinos. Pueden optar por dejar de ofertar este tipo de alquileres o subirlos de forma preventiva. Por otro lado, en el caso de los alquileres que no incluyen los gastos de suministros diarios, los inquilinos tienen que cubrir ellos mismos el aumento de las facturas de energía, lo que significa que disponen de menos dinero para sus gastos básicos de subsistencia", afirma el director general Seelmann.

No solo el alquiler es cada vez más caro. La compra de una vivienda lleva años estando fuera del alcance de algunos sectores de la población, especialmente de las generaciones más jóvenes: desde 2010, el coste de la compra de una vivienda ha aumentado una media del 45% en toda Europa. La subida de los tipos de interés y la paralización del desarrollo inmobiliario han hecho que la compra de una vivienda sea más cara que nunca.

Aunque los gobiernos están interviniendo para proteger a los consumidores del aumento de los costes energéticos, las medidas no proporcionan una solución a largo plazo para la crisis de la vivienda. La lucha contra los problemas más actuales no puede ser una excusa para perder de vista las soluciones a largo plazo.

La movilidad internacional sigue siendo un factor relevante

Aunque la movilidad internacional no es en absoluto el principal motor del aumento de los precios de los alquileres este trimestre, ya que el pico de la demanda se produjo a principios de año, tampoco se pueden ignorar sus efectos. La tensión entre la oferta y la demanda continuó, ya que Europa es cada vez más popular como destino educativo y turístico. Esto también se debe a un euro más débil que hace que la eurozona sea más asequible para los residentes internacionales y los ciudadanos de fuera de la Unión Europea. Puesto que la movilidad internacional todavía está recuperando los niveles anteriores a la pandemia, es de esperar que el año que viene se produzca un pico aún mayor, lo que supondrá una mayor tensión en los mercados de alquiler europeos.

Un paso en la dirección correcta

Es fundamental que todas las partes interesadas asuman su responsabilidad y desempeñen su papel para encontrar una solución a la actual crisis europea de la vivienda. Recientemente, el gobierno neerlandés ha dado un gran paso para resolver la crisis de la vivienda, al poner en marcha un plan de acción de vivienda para estudiantes con el objetivo de proporcionar 60.000 viviendas asequibles para éstos de aquí a 2030. El plan cuenta con un amplio apoyo y se elaboró mediante la colaboración de asociaciones de vivienda, inversores privados, ayuntamientos y organizaciones estudiantiles.

"Aunque esto no solucionará la crisis de la vivienda en los Países Bajos, dará a las universidades y escuelas superiores más margen de maniobra para gestionar la afluencia de estudiantes internacionales en los próximos años", afirma el director general de HousingAnywhere, Djordy Seelmann. "Espero que este plan sea acogido en todo el país y sirva de ejemplo para otros estados europeos".

Acerca del Índice Internacional de Alquileres de HousingAnywhere

Para esta 17ª edición trimestral del índice de precios de alquiler, HousingAnywhere ha evaluado los 23.182 inmuebles que han sido anunciados y han recibido el interés de potenciales inquilinos en la plataforma en el último trimestre. Los datos mostrados incluyen habitaciones individuales en régimen de vivienda unida, estudios y apartamentos de un dormitorio. Alrededor del 94% de las propiedades anunciadas estaban completamente amuebladas (y el 59% incluían electricidad y gas), orientadas a dar servicio a jóvenes profesionales y estudiantes que se trasladan al otro lado de la frontera.

El informe también está disponible en inglés, alemán, italiano y holandés.

Acerca de HousingAnywhere

HousingAnywhere es la mayor plataforma de alquiler de viviendas de Europa. Con la propiedad total de Kamernet y la adquisición de la mayoría de las acciones de Studapart, la empresa cuenta con más de 20 millones de visitantes únicos al año, más de 160.000 propiedades disponibles para alquilar y más de 96.000 inquilinos que encuentran su nuevo hogar en Europa, según resultados de 2021. Los jóvenes profesionales y estudiantes, en su mayoría de entre 18 y 35 años, que buscan alquilar una vivienda son puestos en contacto con proveedores de alojamiento, que van desde propietarios particulares hasta grandes gestores inmobiliarios. A través de una plataforma innovadora, los inquilinos suelen realizar reservas para estancias largas fuera de su país de origen y alquilan alojamientos de 3 a 12 meses. La empresa tiene como objetivo ayudar a más de 130.000 personas a encontrar un hogar en Europa en 2022. HousingAnywhere tiene sede en Róterdam y actualmente cuenta con 260 empleados.

Nota para la prensa

Para más información o para solicitar material visual, póngase en contacto con Nomzamo Moalusi, Brand and Communications Manager - press@housinganywhere.com

Para más informes, vaya a la página principal de prensa